Home / Información IQ / PLATAFORMA IQ OPTION ¿Deberías operar con Opciones americanas, europeas o clásicas?!

PLATAFORMA IQ OPTION ¿Deberías operar con Opciones americanas, europeas o clásicas?!

La gran multitud de elecciones entre los tipos de opciones hace difícil decidirse. ¿Cómo puede uno elegir el instrumento más adecuado? No te preocupes: hemos preparado una guía detallada que te ayudará a tomar la decisión correcta.

Volviendo a lo esencial

Vamos a empezar por el principio, definiendo que es una opción en su sentido general:

Una opción es un contrato que da al poseedor el derecho (pero no la obligación) de comprar o vender una unidad del activo subyacente a un precio específico en una fecha concreta.

Un opción con el derecho a comprar a un precio concreto se suele llamar Sube, mientras que una opción de venta se suele llamar Baja. El objetivo básico, sin embargo, es el mismo para ambos tipos: beneficiarse de la diferencia entre el precio de compra y el de venta.

Las opciones pueden dividirse en varios estilos (también llamados ‘familias’), con una gran mayoría situandose o en la europea o en la americana.

Opciones Europeas contra Americanas

Estos dos tipo de opciones comparten muchas características similares, pero lo que más importa son sus diferencias:

El derecho de ejercicio

Las opciones de estilo Americanas permiten al poseedor hacer ejercicio del contrato en cualquier momento antes de que la opción expire, mientras que las opciones Europeas solo pueden ser ejecutadas después de su madurez.

Esa es la diferencia clave entre los dos tipos, y es también una que afecta a sus precios.

Las opciones europeas suelen costar menos que las equivalentes americanas, porque poseen mayor flexibilidad.

Tipos de activos

Casi todas las opciones de activos y equidades son opciones americanas, mientras que los índices se representan por las opciones europeas.

Opciones tradicionales contra clásicas

El principal punto distintivo que tenemos que hacer en primer lugar es que tanto las opciones americanas como las europeas son del tipo “tradicional” en el sentido de que existen contratos físicos, mientras que las Opciones clásicas tienen contratos por diferencia (“CFDs”). Ambos son instrumentos de trading derivativos, pero los contratos físicos implican que el trader realmente compra y vende los activos subyacentes y un CFD permite simplemente beneficiarse del alcance del movimiento del precio y un contrato no puede ser ejercitado para adquirir el activo real.

Ahora que hemos sacado eso de en medio, vamos a comprar las opciones tradicionales y las clásicas con 3 parámetros estándar:

 Opciones TradicionalesOpciones Clásicas
Tamaño del contratoMín. 100 opcionesMín. 1 opción
ComisionesTodas las opciones están sujetas a comisiones y tasas de los brokersNo hay comisiones o tasas cuando operas en IQ Option
ReembolsoNo se reembolsa el coste del contrato incluso si no ha sido ejecutadoEl cliente puede recuperar su inversión cerrando la posición al nivel de equilibrio antes de que el contrato expire.

Cómo seguramente ya has notado, las Opciones Clásicas tienen un gran número de ventajastanto frente a las americanas como a las opciones europeas. Pero su mayor ventaja sigue siendo la accesibilidad: mientras que las opciones americanas y las opciones europeas solo pueden ser usadas en el mercado de valores, las opciones clásicas están disponibles para cualquiera a través de la plataforma de trading IQ Option.

About admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *